Nuevo escándalo sexual en la iglesia chilena: Una ex ursulina denuncia que “la madre Paula me tocaba debajo de los calzones”

“La madre Paula me tocaba debajo de los calzones cuando yo tenía 12 años”, denunció este pasado lunes una ex alumna del Colegio Santa Úrsula de Maipú en la Fiscalía Oriente de Santiago, con lo cual se abrió causa contra la ex madre superiora de la Orden Ursulina en Chile.

La denunciante es una mujer de 40 años que estudió en la década de los 80 en ese establecimiento y que, además de las tocaciones, aseguró que Isabel Margarita Lagos, la madre Paula, hoy de 66 años, también la humillaba y la sometía a otras conductas impropias.

Sor Paula fue removida de su cargo de la Congregación de las Ursulinas por el Vaticano, debido a “ilegítimo ejercicio como superiora religiosa” y “eventuales conductas reñidas con las normas de la orden”, lo cual está generando un escándalo de proporciones similares al caso Karadima.

Fuentes de la Fiscalía Oriente informaron que esta ex alumna del Colegio de Santa Úrsula de Maipú concurrió el lunes a la Fiscalía Oriente y se entrevistó con el fiscal jefe Rodrigo Mena, quien concedió especial importancia al testimonio de esta mujer residente en Las Condes.

Por lo mismo, el fiscal Mena remitió el mismo lunes todos los antecedentes al fiscal jefe de Maipú, Tufit Tufadel. Paralelamente, Mena se comunicó con la denunciante para informarle que su acusación será tramitada por la fiscalía que tiene jurisdicción en la zona en que ocurrieron los hechos.

En todo caso, la Fiscalía Oriente explicó que si los eventuales delitos fueron cometidos antes de 2005, su investigación será remitida a la justicia antigua, como ocurrió con el caso Karadima. Y en ese mismo orden de cosas, el caso de esta mujer podría declararse prescrito.

Las fuentes consultadas también explicaron que el eventual delito sería el de abusos deshonestos, como se denominaba en los años 80. Hoy este ilícito contra menores se llama abuso sexual.

En su declaración, la denunciante mencionó testigos que podrían ser llamados a declarar en medio de este nuevo escándalo que comienza a remecer a la iglesia católica chilena.

Profundo impacto

La remoción de la hermana Paula, actualmente recluida en un convento en Alemania, causó profunda preocupación en la comunidad de los colegios que la congregación de las Ursulinas tiene en Vitacura y en Maipú, debido a los rumores que corrían sobre su conducta.

Diversos trascendidos ya habían señalado que la hermana Paula fue trasladada a Alemania por una supuesta “conducta impropia”, después de ser acusada por una ex novicia de su propia orden, distinta a la actual denunciante.

También se le critica el “autoritarismo” con que manejaba la orden, su intento de perpetuarse en el cargo de madre superiora y dudosos manejos con los recursos de la congregación, que está en proceso de reestructuración en Chile.

La madre Paula fue separada de sus funciones por la Congregación para los Institutos de Vida Consagrada, una entidad del Vaticano que cumple una función fiscalizadora similar a la Congregación para la Doctrina de la Fe, que investigó y sancionó al ex párroco de la iglesia de El Bosque, de Las Condes, Fernando Karadima.

Nuevo y relevante testimonio

Efectos inmediatos tuvo el llamado que hizo la fiscal Paola Zárate a colaborar en la investigación contra la ex madre superiora de las Ursulinas, madre Paula, por presuntos abusos de connotación sexual a menores.

El miércoles en la noche, en el noticiario central de Chilevisión, se conoció un segundo testimonio contra la religiosa, pero que aún no es presentado de manera oficial en el Ministerio Público.

En el noticiario, una mujer de nombre Cecilia afirmó que su hermana fue acosada por la madre Paula. “Me dijo que (la religiosa) se había enamorado de ella, fue todo lo que me quiso decir, a ella sí que la acosaba”, contó.

Estos hechos habrían ocurrido a fines de los años 70, cuando Cecilia y su hermana estudiaban en el Colegio Santa Ursulina de Maipú, tal como ocurrió en el caso de la primera mujer que denunció a la madre Paula.

En su primera intervención pública, la fiscal Zárate , hizo un llamado a otras eventuales afectadas por la madre Paula a confiar en el Ministerio Público y a acercarse a declarar a la Fiscalía Occidente.

“En todos los delitos y todos los hechos en que exista la posibilidad de la concurrencia de un delito, el Ministerio Público hace un llamado a confiar en la institución y a que se efectúen todas las denuncias”, indicó la fiscal adjunta de Maipú, especialista en delitos sexuales.

“Se hizo un llamado en un caso similar (Karadima) y las personas están concurriendo (a declarar). El Ministerio Público está haciendo este llamado a denunciar los hechos”, añadió la prosecutora.

En cuanto a este nuevo testimonio, la fiscal Zárate indicó que “es un antecedente bastante relevante para la línea investigativa”. Agregó que una nueva denuncia podría aportar datos que configuren un delito.

Isabel Margarita Lagos Droguett –verdadero nombre de la madre Paula- fue removida de su cargo por “ilegítimo ejercicio como superiora religiosa” y “eventuales conductas reñidas con las normas de la orden”.

La ex superiora –hoy de 66 años- es investigada por la Congregación para los Institutos de Vida Consagrada y las Sociedades de Vida Apostólica del Vaticano, y se le ordenó recluirse en un monasterio en Berlín. Padecería un cáncer terminal.

El testimonio de Mariana Aylwin

La ex ministra de Educación Mariana Aylwin se refirió a las graves denuncias que recaen sobre la ex superiora de la Orden de las Ursulinas en Chile, madre Paula, quien es acusada de cometer “hechos de connotación sexual que podrían constituir delitos” y aseveró que le parece mal que la religiosa se encuentre en Alemania.

“Para mí me parece impresentable que sor Paula no esté en Chile, tiene que volver al país y creo que la iglesia tiene que hacer un esfuerzo en ese sentido”, declaró a la Radio Cooperativa.

La hija del ex Presidente Patricio Aylwin añadió que espera que tanto la iglesia como la orden pongan de manera expedita los antecedentes, si es que los hay, a la justicia “para que esta ola de rumores no termine destruyendo una congregación, que creo que está muy disminuida, pero que ha tenido un prestigio”.

La también ex ursulina confesó que “me siento muy lejos del colegio hace muchos años, la verdad es que desde que me salí nunca he vuelto. Yo no lo pasé muy bien en el colegio, porque era muy estricto y muy exigente, a pesar de que tengo un gran reconocimiento a la formación que nos dieron en esa época”.

Informó que conoció a la madre Paula, cuyo nombre verdadero es Isabel Margarita Lagos, muy lejanamente, “porque ella era alumna del colegio y era mayor que yo, debió haber tenido unos 5 y 6 más. Me acuerdo cuando entró al colegio, ya que una la admiraba porque era una monja joven que había entrado”.

Añadió que “en esa época se metieron dos monjas, la sor Úrsula y la sor Paula. La sor Úrsula ya se salió, no sé si del convento o de monja, y parece que tenían un problema de rivalidad entre ellas, las dos tenían personalidades muy fuertes”.

Fuente: lanacion.cl

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s