Jamás olvides…

Que tu presencia es un regalo para el mundo,
que eres una persona única y diferente a todas las demás.

Que tu vida puede ser lo que tú quieres que sea.
Vívela un día a la vez.

Cuenta tus bendiciones, no tus problemas,
y verás cómo irás saliendo adelante.

Hay tantas respuestas dentro de ti,

Comprende, sé valiente, sé fuerte.

No te impongas límites,
tus sueños están esperando hacerse realidad.

No dejes tus decisiones importantes al azar,
esfuérzate por llegar a la cima, a tu meta, y a tu premio.

Nada hace perder más energía que las preocupaciones.

Mientras más tiempo llevas un problema, más pesado se vuelve.

No te tomes las cosas demasiado en serio.

Vive la vida con serenidad, no con lamentaciones.

Recuerda que un poco de amor puede durar mucho tiempo.

Recuerda que bastante amor puede durar para siempre.

Recuerda que la amistad es una sabia inversión,

los tesoros de la vida son las personas cuando están juntas.

Que tengas salud, y esperanza, y felicidad.

Tómate el tiempo para pedir un deseo a una estrella.

Y no te olvides, ni por un día,
¡lo especial que TÚ eres!

Dios te ama. Que Él te bendiga cada día de tu vida.

Un comentario sobre “Jamás olvides…

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s