Archivo del Autor: Madame Aguamarine

Recomendaciones para verse la suerte

por Aguamarine de Santantoni

En nuestro consultorio atendemos un porcentaje bastante alto de personas que se ven afectadas o perturbadas por espíritus. Son casos de posesiones por desencarnados e incluso por demonios o entidades malignas. Entre estos afectados, hemos podido comprobar que un buen número son personas asiduas a consultar los oráculos (tarot o cartomancia, buzios o caracolas, huesos, borra de café, restos de té, velomancia y un largo etcétera).

Por este motivo escribo esta nota, dirigida especialmente a las personas que suelen verse “la suerte” pero no tienen conciencia de lo que realmente ocurre “en el otro lado”.

Primeramente explicaré algunos conceptos, para que podáis entender mejor a qué me estoy refiriendo.

Los desencarnados (sin carne) son los espíritus de los fallecidos que se quedan pegados en nuestro plano y que por ningún motivo deben estar aquí; ellos se quedan pegados por la forma de morir (brusca, dramática y/o suicida). Todas las personas cuando fallecen inician su tránsito hacia el descanso, hacia la Luz; pero en muchos casos, cuando los familiares los lloran mucho o algún brujo negro los invoca atrapándolos y usándolos en su propio beneficio, no sólo no ascienden sino que se mantienen en este mundo y se quedan ‘pegados’ en nuestro plano terrenal.

Los oráculos son formas de adivinación a través de la consulta a los espíritus; por ende son invitaciones “acotadas” para que ellos estén presentes, a diferencia de la ouija que es una invitación abierta y permanente a través de una ‘puerta’ al otro lado que no se puede cerrar.

Con los oráculos se abren umbrales. El tarot sólo permite el ingreso de uno o dos espíritus, no más, y una vez cerrado el mazo el espíritu se va…a menos que conozca al consultante y se produzca lo que se conoce como “enamoramiento”.

El visitar a diferentes profesionales no significa que la tirada que al consultante le parezca más acertada y a conveniencia de sus deseos o necesidades, sea la válida. Todas las consultas son tomadas en cuenta, lo que puede variar es el juicio y la interpretación de los símbolos y signos de las tiradas.

Los buenos tarotistas (que no es lo mismo que un brujo o bruja que lea el tarot, aquí me refiero a la profesión de tarotista, entiéndandase personas que se dedican en exclusividad a la lectura e interpretación del Tarot y no ‘picotean’ de aquí para allá), saben a ciencia cierta que este arte produce una adicción muy fuerte y casi patólogica en personas con baja autoestima y problemas de depresión.

Una persona que se consulta de manera continua el tarot (semanalmente o incluso más a menudo) corre un altísimo riesgo de posesión por uno o varios espíritus o desencarnados, o de infestación de su propiedad por toda clase de entes o energías negativas, si se lo leen en su casa.

Si lo explicamos de manera gráfica, podríamos decir: si en la calle de nuestro barrio, se ven continuamente muchos delincuentes, ¿vosotros dejaríais abierta la puerta de la calle para ir a comprar a una cuadra de la casa?…NO ¿verdad?. Pues ocurre un hecho similar con los espíritus: cuando una persona consulta continuamente el tarot, los espíritus ya la conocen y suelen “enamorarse” del consultante. ¿ Y por qué no del tarotista? Pues porque el tarotista sabe tomar sus precauciones, por ello no es llegar y empezar a autoleerse el tarot o cualquier otro oráculo.

Algunas recomendaciones

– No es aconsejable leerse “la suerte” personas menores de 16 años o con su criterio sin formar.
– Tampoco las embarazadas o recién paridas ( o en cuarentena).
– Las personas con grandes depresiones diagnosticadas o que padecen alguna enfermedad psiquiátrica.
– Personas con enfermedades terminales.
– Personas demasiado ansiosas en recibir las respuestas (como si de ello dependiera su vida).
– Si alguien desea leerse el tarot, como máximo debe hacerlo 4 veces al año, es decir cada 3 meses o coincidiendo con el cambio de estación.
– No es recomendable preguntar por la salud, propia o de familiares, y mucho menos por la fecha de la Muerte.

Los tarotistas no son videntes o mediums, salvo casos excepcionales. Ellos son solamente intérpretes de un oráculo.

Si el profesional de las artes esotéricas tiene el don de la videncia, no le será necesario siquiera el uso o la consulta del oráculo; y si posee el don de la mediumnidad, se comunicará directamente con el espíritu del fallecido que se pretende invocar, sin obligarlo a hablar si éste no lo desea.

La mayoría de nuestros clientes suelen verse el Tarot por razones muy concretas y específicas: empresarios con proyectos que están por sacar adelante; gente de los medios suelen consultar por cómo les irá en determinados proyectos televisivos o programas de televisión; otros profesionales consultan en relación a proyectos inmobiliarios, sobre nuevos productos para lanzar al mercado… Inclusive, muchos de nuestros clientes, que son políticos de Chile y también de otros países americanos,  acuden a nosotros cuando van a lanzar sus candidaturas, para corregir posibles inconvenientes antes de lanzarse de lleno con las campañas, o para saber mejor qué decisiones o medidas tomar en determinados asuntos de su competencia. Pero todos ellos tienen muy claro, y si no es así nos encargamos de dejárselo bien especificado, que este oráculo sólo se puede y se debe utilizar en su justa medida.

Y una última recomendación. Si desean o necesitan leerse el Tarot, infórmense bien antes y sepan adónde van. No se fíen de cualquiera que se anuncie en los periódicos, la radio o incluso que aparezca en TV. Lamentablemente hay muchos/as que sólo piensan en lucrarse económicamente, que han leído un libro de tarot para principiantes y ya creen ser o actúan como un tarotista profesional.

Los frutos del Espíritu

Siempre he actuado conforme a mis creencias y mi fe. Y llegando a la edad madura, me he dado cuenta de que ninguna religión creada por los hombres es la continuidad obligada del paso de Cristo por la Tierra.

Lejos de cumplir con el mandato que el Hijo de Dios nos dejó como los frutos del Espíritu: caridad, alegría, paz, comprensión de los demás, generosidad, bondad, fidelidad, mansedumbre y dominio de sí mismo (Gálatas 5:22), no veo a los actuales cristianos realmente preocupados -ni siquiera interesados- en practicarlos.

La Caridad escasamente la vemos, salvo en una gran catástrofe; pero si miramos el diario vivir, las personas que trabajan un ejemplo, trabajan para tener un mejor pasar, alcanzar un bienestar personal y familiar, una seguridad a diario; sin embargo las estructuras que los mismos hombres han creado, llamadas empresas, lejos están de entender esta finalidad, para ello hacen que la jornada de trabajo sea exageradamente larga, con almuerzos extremadamente cortos, sueldos bajos y pocos beneficios para los trabajadores, no son justos y muchos de los dueños de dichas empresas se jactan de pertenecer a tal o cual religión o secta, de creer en Dios, de ir al servicio religioso casi a diario, etcétera…

La Alegría es algo escaso también. Vemos que las personas con las necesidades básicas satisfechas tampoco son felices, ya no valoran la salud cuando se tiene, la familia, la pareja, el trabajo, sólo se sienten plenos alcanzando bienes materiales y compitiendo por quien tiene más, eso tampoco lo veo muy cristiano (Jesús dijo ” es más fácil que un camello entre por el ojo de una aguja que un rico en el reino de los cielos”).

La Paz, ¿dónde está? Donde más actos sangrientos se producen es en los lugares en que están más presentes las religiones, adoctrinamientos o sectas, Medio Oriente, América, Europa, o entre narcos que se amparan en pseudo religiones y pseudo santos creados a su medida como la santa Muerte, o el terrorismo…

La Comprensión de los demás, tampoco la veo. Lo que abunda es la discriminación, el racismo, el clasismo, la intolerancia de unos por los otros, el bullying ya desde la edad escolar… lo peor es que los que más discriminan son los que más alto tienen el estandarte de la religión.

La Generosidad, algo que ya no queda por ninguna parte. Y esto no se trata de ser caritativo, sino de ser generoso, de no ambicionar, no caer en la avaricia…a veces la generosidad va de la mano de escuchar al otro, tal vez no puedes ayudarle en su problema, pero a esa persona quizás le salvaste la vida con sólo escucharla.

La Bondad. ¿Cuántos son los que devuelven el vuelto de más, dan el asiento a una persona que lo necesita, piden disculpas si empujan a otro?… No se trata sólo de buenas costumbres y educación, es también el actuar bien, sin maldad, con respeto, sin tener una segunda intención en cada acto, como encerronas, humillaciones, denostaciones, increpar a alguien ante otros, ridiculizar, burlarse para hacer reír…

La Fidelidad, no sólo en el matrimonio, sino también en nuestras convicciones. ¿Dónde está? Si decimos algo, ser consecuentes con nuestras palabras, ser fiel a la amistad, ser fiel a la persona que está con nosotros sea polol@, novi@, pareja, conviviente o espos@, ser dignos ante el amor que nos dan, la fidelidad también pasa por no hablar mal de la pareja, ¿para qué?, ¿por qué?, si el problema lo tienes con él o con ella, soluciónalo con la persona indicada.

La Mansedumbre. A las personas sencillas, humildes, tranquilas, pacíficas no las vemos hoy muy seguido, ni en la calle ni entre los cristianos actuales; cuando una habla con un pastor, cura, obispo, sacerdote, anciano o rabino, lo último que he visto ha sido humildad, sencillez, mientras más dicen saber de Dios y su palabra, son más arrogantes, soberbios, vanidosos, déspotas, prepotentes; es una pena, porque si saben de Dios deberían estar al servicio de los demás.

El Dominio de sí mismo… igual escasea. En televisión vemos casi a diario que muere una mujer porque su ex pareja la mató a golpes, una bala loca mató a un adolescente, tres jóvenes dieron muerte a puñaladas a otro, un menor es abusado y muerto, otro lactante es muerto por maltrato de sus propios padres…¿cuál es el límite en que la persona debería preguntarse: ¿qué está pasando conmigo?…¿qué estoy haciendo? O mejor, decir ¿qué pienso hacer? ¿Dónde está el límite? Se han olvidado de Dios y sólo responden automáticamente cuando se les pregunta si creen en Dios… Creen que pertenecer a una religión los hace en consecuencia buenas personas, pero no son capaces ni siquiera de cultivar los frutos del Espíritu; sólo se preocupan de ello cuando tienen que ir a su templo o congregación, el día que toca servicio religioso.

Experiencia sobre la Muerte

“No llores junto a mi tumba; yo no estoy allí.

No estoy dormido.
Soy un millar de vientos que soplan.
Soy el diamante que brilla en la nieve
Soy la luz del sol sobre el trigo maduro.
Soy la suave lluvia de otoño cuando despiertas en la quietud de la mañana, soy el rumor de las alas de los pájaros que vuelan rápida y silenciosamente en círculos.
Soy las estrellas tenues que brillan por la noche.
No llores junto a mi tumba.
Yo no estoy allí; no he muerto”.

-Anónimo-.


Antes de fallecer mi padre, intentaba hacerme una idea de qué pasa con nosotros cuando nuestro envoltorio ya no nos puede contener.

Siempre la experiencia de otros nos es útil, pero ¿hasta dónde?. Mi viejo fue un hombre bueno, no fue un santo, pero sí fue un buen hombre, generoso, amable, servicial y sencillo, él era simple y sus respuestas siempre me aliviaban de cargas emocionales grandes.

Cuando le rezo a Nuestro Señor por su alma, me siento extraña, porque lo siento a mi lado, pero no en la forma que antes estaba acostumbrada, he tenido que cambiar mi manera de verlo, menos material… En una sesión de hipnosis logré entablar una conversación con él, entre las muchas cosas que le pregunté, creo que lo que más le agradezco fueron las siguientes respuestas:

-¿Papá te molesta cuando no voy al cementerio a verte?

R:- No, pero cuando vienes a verme a mi sepultura me siento feliz, porque de alguna manera te acercas a mí con tu recuerdo

-¿Papá, dónde estás?

R:- Estoy aprendiendo, nada de mi experiencia anterior me sirve, lo material acá no sirve.

-¿Te puedo ayudar?

R:- Sólo puedes orar por mí, existen otros que necesitan ayuda, no lloren por ellos, los pierden, sólo oren por su descanso.

-¿Dios existe?

R:- (sonrió) Todos somos parte de Dios, Él es tan grande que nadie tiene conciencia de su inmensidad.

Desde aquella vez mi espíritu, mi mente y mi corazón están en calma, aún desde el más allá se encargó de enseñarme como solía hacerlo hasta los últimos días antes de partir.

Cuando siento a los pájaros cantar con sus bellos arrullos, siento su voz.

Cuando el viento sopla fuerte mi pelo, siento su mano que me acaricia.

Cuando tengo frío, siento el calor de los tímidos rayos de sol en mi espalda como si él me cobijara.

Cuando miro a mi esposo, siento que él está tranquilo porque ahora me cuida un buen hombre.

Cuando me saltan las lágrimas porque lo extraño, un leve perfume de su colonia me recuerda que está a mi lado como siempre.

Gracias Papá, siempre fuiste un gran hombre y un buen padre.

Limpieza, carga y consagración del Tetragrammaton

Atendiendo a las peticiones de muchos lectores y visitantes, damos aquí unas normas básicas para limpiar (descargar), cargar y consagrar el amuleto Tetragrammaton, uno de los objetos de poder más conocidos y utilizados. Quede bien entendido que cada creencia tiene sus particulares rituales; por ello los datos y consejos que vamos a dar aquí son a nivel general. Cada persona que desee trabajar con su amuleto o talismán, puede adaptar estos simples consejos a su gusto, conveniencia y necesidad, o bien buscar información especializada en libros de magia.

Limpieza/descarga.- Por regla general, para limpiar y descargar de toda mala energía un amuleto o un talismán -especialmente si se ha comprado en una tienda y lo han tocado antes otras personas-, lo más aconsejable es introducirlo en un recipiente de barro, loza o cristal (nunca de plástico) que contendrá agua de la llave; una vez sumergido en el agua, se añaden varios puñados de sal gruesa, mejor si es sal marina, hasta cubrir el objeto. Se saca al sereno en un sitio seguro -por ejemplo en el marco de la ventana de la habitación- y se deja fuera 24 horas, es decir, un día entero. Toda la noche para que se cargue con la energía de la Luna, y todo el día para que se cargue con la luz del Sol. No es aconsejable proceder a la limpieza ni en la fase de luna nueva ni tampoco durante un eclipse. Posteriormente se saca el talismán del agua con sal, ésta se bota al WC -no a las plantas porque pueden secarse- y el objeto se seca con una servilleta o paño limpio. Aconsejamos que si se lleva colgado del cuello, se utilice una cadenita de plata resistente, o bien un cordón hecho de cuero. Cuando ya esté en uso, para irlo limpiando y descargando de las malas energías que pueda haber acumulado, es suficiente con sumergirlo en un vaso de agua con sal marina durante 15 minutos, cada dos semanas o una vez al mes.

Carga.- Hay varios métodos para cargar un amuleto. Exponemos aquí dos de los más utilizados en las artes mágicas.

*Método 1.- En luna llena o creciente, se recita la siguiente invocación y se deja el Tetragrammaton toda la noche a la luz de la luna, o sobre el altar personal del consagrante:  “Te cargo por los Antiguos Dioses, por la Diosa y el Dios. Por las virtudes del Sol, la Luna y las Estrellas, por los poderes del Aire, Fuego, Agua y Tierra. Que a través tuyo obtenga todo lo que deseo. Dioses Antiguos, cargad este pentáculo con sus poderes de protección, para que aleje el mal de mí y retorne a sus orígenes las malas energías.” Después, se pasa el amuleto por los cuatro elementos: agua, fuego, aire y tierra.

*Método 2.- Se baña el talismán o amuleto (este sencillo ritual también sirve para cargar piedras, joyas, etcétera). con abundante sal marina (gruesa) durante 24 horas. Seguidamente se expone al sol y a la luna durante 48 horas. Se coloca en un lugar oscuro durante otras 48 horas. Pasados estos 5 días de carga y ritualización, es cuando el poseedor del objeto ya puede proceder a tomarlo entre sus manos. Hay quienes lo acarician de vez en cuando,  durante un día entero, con las manos humedecidas en un poco de la colonia o perfume personal que la persona acostumbra a utilizar, al tiempo que uno se concentra en pensar lo que desea que ese talismán haga para él: servir de protección, de ayuda, etcétera. Otras personas se acuestan tranquilos, se colocan el talismán sobre la frente en la zona del tercer ojo, y se concentran en decirle al objeto para qué lo quieren, es decir, para programarlo. Por ejemplo, “me protegerás contra mis enemigos”, etcétera… Después de esto, la persona ya puede colgárselo del cuello, o bien colocarlo en su dedo en el caso de que el objeto o talismán que se esté cargando sea un anillo.

Consagración.- El siguiente es un conjuro de Alta Magia específico para la consagración de talismanes y amuletos, y de manera concreta es muy poderoso para consagrar un Tetragrammaton. En las primeras horas del día, preferiblemente en domingo, y estando a solas, se pone cualquier  talismán sobre un plato blanco nuevo, durante una hora completa (treinta minutos por un lado y treinta minutos por el otro). Durante ese tiempo y en cada una de las dos posiciones, la persona debe recitar el siguiente conjuro o invocación:  “Este talismán representa a todas las fuerzas y las energías universales en el planeta Tierra. Astros poderosos, centren sus efluvios en este talismán que me acompañará, protegerá y dará buena suerte, mostrándome siempre el camino correcto. Dótenlo de las virtudes y cualidades precisas para dominar a todos mis enemigos. Permítanme por medio de su poder, vencer todos los obstáculos e inconvenientes que aparezcan en mi camino, procedan de personas o de espíritus, y que pueda hallarme libre de maleficios, encantamientos y demás sortilegios. Que nadie pueda hacerme daño. Que los espíritus celestes y el apoyo de ángeles y arcángeles puestos a mi servicio por el Todopoderoso me concedan la sabiduría, a fin de que por sus virtudes logre mis deseos”. Tras este conjuro, se unge el talismán con aceite puro de oliva, se envuelve en un paño limpio de seda o terciopelo, se guarda toda una noche en un lugar oscuro y al día siguiente, ya puede ser utilizado.

La geneaología revela secretos del pasado

genealogia

La ciencia de la genealogía puede sacar a la luz detalles sorprendentes que nos vinculen con personajes muy conocidos o revelar un oscuro pasado.

Por ejemplo, según descubrió recientemente la organización genealogista “ancestry.com”, la actriz que interpreta a la inseparable amiga hechicera de Harry Potter, Emma Watson, tiene un antepasado que en el siglo XVI fue excomulgado por la iglesia tras ser acusado de brujería.

Además, “podemos averiguar a qué enfermedades somos propensos, nuestros rasgos físicos o parte de nuestro carácter que no comprendíamos”, dijo a Efe un miembro de la organización genealógica mormona “Family Search”, Rodolfo Derbez.

Genealogistas de todo el mundo dedican su tiempo a destapar información sobre lo que hacían nuestros antepasados hace incluso seis siglos, como su ocupación, posibles enfermedades, la religión que profesaban o con quien estaban casados. Estos datos pueden ser una gran sorpresa, a veces contrarios a creencias que han descendido por largas escaleras generacionales u opuestos a lo que dicta el color de la piel.

Por ejemplo, según explicó a Efe la genealogista Peggy Thompson, una familia estadounidense antiracista y miembro de una organización de defensa de los Derechos Humanos descubrió que sus antepasados estaban involucrados en la trata de esclavos. Thompson también describió un caso de una familia que tras creer durante generaciones que tenían sangre de indio Cherokee corriendo por sus venas, en realidad provenían de un pueblo de Escocia.

Para respuestas científicas varias empresas llevan a cabo pruebas de ADN, que certifican la procedencia de una persona, desde incluso hace 1.000 años, con sólo enviar una muestra de saliva del interior de la boca, que puede costar de 100 dólares (70 euros) a 700 dólares (500 euros), dependiendo del tipo de test.

Como la línea paternal sólo es identificable a través del cromosoma Y, en el caso de que una mujer quiera realizar uno tendrá que pedir a un familiar masculino que preste su información genética para completar el estudio. Muchos estadounidenses usan estas pruebas para saber más acerca de un posible origen europeo y, algunos españoles católicos descubren que descienden de judíos que se convirtieron al cristianismo durante la inquisición, explicó a Efe el presidente de la empresa en línea “Family Tree DNA” que analiza el ADN, Bennett Greenspan.

Los mormones tienen bajo su poder el registro genealógico más grande del mundo, que llevan recolectando durante cientos de años por motivos religiosos, basados en la preservación de la familia y en la creencia de que sus lazos de unión perduran tras la muerte. La página web de búsqueda de antepasados de los mormones “FamilySearch.org” recibe más de 10 millones de visitas diarias de personas de todos los rincones que buscan indagar sobre su procedencia, muchos con deseos de poder rezar por sus familiares que, según los mormones, antes estaban perdidos en el olvido.

Las huellas del pasado están en todas partes, se pueden encontrar en registros médicos, colegiales, del servicio militar o de propiedades, certificados de nacimiento o de defunción. También en los periódicos en forma de obituario, anuncio, noticia, bautizo, boda y otra celebración importante.

Según Thompson, es en la edad adulta cuando se despierta este deseo de desvelar los secretos del pasado. “Cuando eres joven estás más interesado en lo que ocurre a tu alrededor que en hacer viajes a cementerios, museos o bibliotecas”, afirmó Thompson. Y sacar a relucir los cadáveres que se esconden en el gran armario familiar puede servir de lección, por muy escabrosos que sean los detalles que se descubran. “La historia familiar puede cambiar el curso de nuestra vida al ayudarnos a no cometer los mismos errores”, afirmó Derbez.

Cualquiera puede ver crecer su árbol genealógico en la red y acceder a buscadores de tumbas para desenterrar el pasado, pero en ocasiones los registros desaparecieron en guerras y saqueos, y otras los mismos familiares esconden pistas esclarecedoras.

Pero no hay que rendirse, la misión genealógica puede abrirnos los ojos a un pasado muchas veces totalmente desconocido, que como gran aliado del presente, puede ayudarnos a resolver la eternas dudas del ¿quién soy? y ¿de dónde vengo?.

Estaremos en reposo tres días

enfermito

Debido a un pequeño problema de salud (¡¡¡atchísssss!!!), estaremos en reposo tres días.

Lamentamos profundamente no poderlos atender en ese periodo de tiempo, pero tenemos la seguridad que al retomar nuestras funciones estaremos llenos de nueva energía y salud.

Gracias por su comprensión.

Desde el 10 de agosto hasta el  12 de agosto, incluídos ambos días, la consulta permanecerá cerrada.

A partir del día 13 de agosto podrán llamar para solicitar hora y ser atendidos.

gato4

Cómo suscribirse a los comentarios

Muchos lectores y visitantes están interesados en leer los comentarios que hacen en los temas y artículos de este blog otras personas como ellos, pero no siempre saben en qué artículos concretos se han hecho.

La mejor opción es que toda persona interesada en leer y seguir los hilos de los distintos comentarios se suscriba a los mismos, y así recibirá notificaciones cada vez que haya comentarios nuevos. Para ello, puede consultar la columna de la derecha, en la parte inferior (al final), o si lo desea para más comodidad, sólo tiene que hacer clic en este enlace:

Suscribirse aquí al feed (RSS) de los comentarios