Seis de los ocho acusados del infanticidio de la secta de Colliguay no pisarán la cárcel

Por tercera vez, el Ministerio Público solicitó al Tribunal de Garantía de Quilpué (Chile), una ampliación del plazo para investigar, en el caso de un bebé muerto en una hoguera en la localidad de Colliguay, y por el cual hoy están imputados ocho seguidores de la denominada secta de Antares de la Luz. La solicitud se dio tres días antes de la realización del juicio abreviado a seis de los ocho formalizados por el homicidio, quienes el pasado lunes 8 tenían previsto ser reformalizados desde encubridores del delito.

Así lo confirmó a El Mercurio de Valparaíso el fiscal de Quilpué que lleva el caso, Juan Emilio Gatica, quien sostuvo que la razón de esta tercera extensión del plazo se debe a que aún no llegan al poder del Ministerio Público la ampliación de un peritaje psiquiátrico a la madre del lactante de tres días de vida asesinado. ‘Son pericias que están pedidas respecto de Natalia Guerra’, sostuvo escuetamente el persecutor.

Precisamente el segundo plazo de un mes para investigar finalizaba el 5 de septiembre. Previo a ello, y por primera vez, el juez de Garantía Milenko Grbic había autorizado una ampliación del tiempo de investigación en 90 días. El tribunal quilpueíno daría a conocer la mañana del pasado 8 de septiembre si autoriza o no la nueva extensión.

Respecto de los análisis faltantes, cabe recordar que se trata de un metaperitaje para analizar las pericias psiquiátricas solicitadas anteriormente a Pablo Undurraga, principal colaborador de Ramón Castillo, alias Antares de la Luz, y líder de la secta, y a Natalia Guerra, la madre biológica del lactante, que fue engendrado producto de su unión con el propio Castillo, quien se suicidó en Cuzco, Perú, en mayo del año pasado.

Los primeros resultados de dichas pericias psiquiátricas sostienen que al momento del homicidio, ambos actuaron bajo un cuadro delirante, equiparable a enajenación mental. La segunda pericia solicitada anteriormente por la defensa de Natalia Guerra al Instituto Psiquiátrico Dr. José Horwitz, dice relación con la eventual peligrosidad que pudiese presentar la imputada.

Para el 8 de septiembre, en el Tribunal de Garantía de Quilpué, estaba prevista la audiencia dereformalización y juicio abreviado para seis de los ocho imputados por la muerte del lactante en el fundo Los Culenes. Se trata de Josefina López, Carolina Vargas, David Pastén, María del Pilar Álvarez y KarlaFranchy, quienes hasta ahora han sido investigados en su calidad de cómplices del crimen. A partir de sureformalización de cargos, se suman a la sexta formalizada, Francisca Ceroni, como encubridores, en el marco de un acuerdo alcanzado entre sus defensas y la fiscalía quilpueína.

De este modo, ellos reconocerán frente al juez Grbic los cargos que se les imputan y los hechos ocurridos la noche del 23 de noviembre de 2012; sin embargo, ello no implica reconocimiento en algún grado en la autoría del homicidio. En esta salida alternativa a juicio oral, los seis imputados evitarán cumplir presidio, pues baja considerablemente la calidad de los cargos. En definitiva arriesgan una pena máxima de tres años de presidio menor en su grado medio, lo que podría terminar en una pena remitida.

Tres fueron los factores a considerar para acordar un juicio abreviado, respecto de los seis imputados que mantienen una implicancia menor en el caso: la recalificación en enero pasado de su participación en el hecho, desde autores a cómplices; la colaboración que han prestado a la justicia; y las bajas penas aplicables de acuerdo a su nivel de participación.

Reseña de la audiencia

Con una tribuna repleta de familiares de seis de los ocho imputados por el crimen de un lactante, cometido por el padre y líder de la secta de Colliguay, Ramón Castillo, alias “Antares de la Luz”, se realizó el pasado 8 de septiembre, en el Juzgado de Garantía de Quilpué, la audiencia en que se reformalizó a seis inculpados, quienes pasaron de cómplices a encubridores, tal como informa La Tercera.

El fiscal Juan Emilio Gatica propuso penas que van desde los tres años y un día para María del Pilar Alvarez, Carolina Vargas y David Pasten; dos años para Karla Franchy; 800 días para Josefina López y 541 para Francisca Ceroni. Con esas sanciones, ninguno cumpliría cárcel efectiva. “Quedamos convencidos de que la conducta es de encubridor y no cómplice. Ellos no habrían estado en conocimiento del destino del lactante. Ahora es el juez el que determinará”, dijo Gatica.

En tanto, la directora del Servicio Nacional de Menores (Sename), Marcela Labraña, criticó la decisión del Ministerio Público. “No queremos que nadie quede libre por infanticidio. Si el juez toma el acuerdo de las partes para rebajar penas, nos vamos a oponer. Es una muy mala señal para el país, porque hubo un bebé que se quemó vivo, y no puede considerarse que si estaban algunos unos metros más cerca que otros, allí se preparó un montaje”, aseguró la autoridad.

Labraña podrá exponer ante el tribunal la apelación a esta nueva propuesta de cargos, que deja a sólo dos imputados -Natalia Guerra y Pablo Undurraga- como autores del asesinato. Ambos casos están a la espera de exámenes psiquiátricos para realizar el juicio ordinario.

Fuente: Varios medios

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s